La Fundación Euskadi presenta las claves de su proyecto para la temporada 2020

La Fundación Euskadi ha presentado esta mañana las líneas maestras que ha diseñado para su proyecto deportivo y social de cara a la temporada 2020. En el acto celebrado en el Hotel Meliá de Bilbao, Mikel Landa (presidente) Jesús Ezkurdia (manager) y Jorge Azanza (director deportivo) de la Fundación Euskadi, han explicado que el cambio de categoría se sustenta sobre el objetivo que la nueva dirección del proyecto se marcó hace dos años cuando tomó el relevo: recuperar la posición que el equipo tuvo en el pasado y volver a la alta competición. Para ello, la estructura tratará durante los próximos meses volver a ganarse la confianza y los corazones de los aficionados con resultados y con una actitud de lucha y esfuerzo máximo en cada una de las carreras que dispute en la categoría UCI Pro Team.

Acto seguido se han desgranado algunas claves relacionadas con el ámbito deportivo. En relación con el equipo profesional, la nueva plantilla de 20 corredores, afrontará la primera parte de la temporada con el objetivo de llegar en la forma óptima para hacer un buen papel en la Itzulia. La intención es empezar a finales de enero en San Luis (Argentina) y en las carreras de Mallorca. Después la competición continuará con las vueltas nacionales: Valencia, Andalucía, Murcia, Catalunya... Además, se ha destacado que será habitual ver al equipo compitiendo en diferentes escenarios de forma simultánea y visitando países como Francia e Italia de forma regular.

Se ha remarcado también, que durante la temporada 2020, se mantendrán el equipo sub23 y la escuadra femenina. Ambos equipos con objetivos similares que se resumen en dos palabras: apoyo y desarrollo. Apoyar a algunos de los mejores corredoras y corredores de la cantera vasca para que se puedan desarrollar como ciclistas compitiendo en un calendario lo más completo posible.

Tras desvelar las claves relacionadas con la parte deportiva, los gestores del proyecto han querido remarcar que la Fundación Euskadi es mucho más que un programa deportivo, y para ello han explicado que dentro de las posibilidades que la estructura tiene, durante el año 2020, van a continuar trabajando para apoyar e impulsar iniciativas de carácter social relacionadas con el deporte, la bicicleta y la movilidad urbana sostenible porque desde la idea del proyecto se entiende que es necesario devolver a la sociedad vasca todo el apoyo recibido, y porque además, desarrollar esta parte social es un elemento diferenciador para la Fundación Euskadi.

Por último, y para concluir la comparecencia, se ha querido agradecer a diferentes personas y entidades el apoyo que han brindado y que siguen ofreciendo al proyecto: trabajadores y miembros del staff del equipo que con una actitud y una implicación que no siempre es visible luchan día tras día para que el proyecto siga creciendo; socios de la Fundación Euskadi, que de manera altruista y generosa hacen un esfuerzo económico que por pequeño que parezca es muy grande para la entidad; a todas las empresas colaboradoras, que con su apuesta por el ciclismo sostienen proyectos tan aventurados como este; y por último a las instituciones públicas que desde hace años están trabajando por fomentar el deporte y la bicicleta para que el número de eventos deportivos profesionales en nuestro territorio no deje de crecer.

Contacto

Carta al editor